Casi como si se estuviera preparando para una larga despedida, Chloé Bello fue la semana pasada a visitar a su novio Gustavo Cerati.

“Me voy a vivir a Europa”, anunció la modelo en la puerta de la Clínica Alcla del barrio de Belgrano. Aunque todavía no definió si va a instalarse en Madrid o en Londres, Chloé ya está preparando todo para dejar el país.

“Para ella la situación con Gustavo es muy difícil, llegó un momento en que no sabe qué hacer y se desespera. Mudarse es un poco la manera de huir de todo lo que le está pasando acá”, cuentan desde su círculo más íntimo.

La modelo pasó el último mes entre Londres y Madrid visitando agencias y asistiendo a diferentes entrevistas de trabajo en busca de nuevas oportunidades. “Su participación en Dictablanda (la película de Cusack y Agresti que se filmó hace unos meses en Buenos Aires) le resultó una experiencia muy enriquecedora. Y aunque tiene muchas ganas de seguir brillando como actriz, en Europa es muy requerida como mannequin”, explicó Guga Pereyra, su manager y gran confidente.

Chloé volvió a Buenos Aires la semana pasada para visitar a su familia, y también cumplir con su agenda laboral: hizo fotos para la firma Basement. De paso, tramitó los papeles necesarios para mudarse. Si todo sale bien, disfrutará de los últimos días del verano como una europea más.

Fuente: Hola com