Gran controversia ha causado la emisión de un capítulo de la serie policíaca “La ley y el orden. Unidad de victimas especiales”, en el que se aprecia la historia de una pareja de cantantes que sufren peleas y disputas.

La historia es muy similar a la vivida por la cantante Rihanna con su novio Chris Brown en el 2009, en la cual el rapero casi le llega a desfigurar el rostro. A pesar de ello, la barbadense lo perdonó y regresó con el artista norteamericano.

En la serie, los nombres de los músicos se convierten en Micha y Caleb. La primera paliza se la da Caleb a Misha luego que la cantante le reclamó por haberla encontrado con otra mujer en la cama, “no te puedo dejar sola durante cinco minutos sin que te metas en líos”, responde el rapero y luego la golpea.

Caleb le responde “¿Me lo dices a mí, prostituta?” y comienza la paliza. Micha se niega a declarar contra Caleb y uno de los agentes le llega a decir “podrían tener una cita con Rihanna y Chris Brown”.

Tras estar en un yate divirtiéndose en una noche romántica, él recibe un mensaje de texto y ella le pregunta  quién le envió,  lo que genera el enojo de él, “¿no sabes ocuparte de tus propios asuntos?”, le dice le propina una paliza que termina con la muerte de ella.