La emoción que siente al haber ganado el Globo de Oro a Mejor Director por su cinta "Argo", hace que a Ben Affleck se le olvide que no haya sido tomado en cuenta en el Oscar.