“¿Cuál es tu problema?”, dijo molesto, para luego darle una cachetada en la mejilla.