Allegados a él indicaron que hizo esto para que Selena Gómez sepa que se divierte en Londres. Con una máscara antigas en la cara y sabiendo que los periodistas lo seguían, Justin Bieber recorrió las calles de Londres para llegar a un bar de esta ciudad y tomar una bebida.